5 de septiembre de 2011

Ni dudas ni traspiés ni sacramentos


XXXVIII 
Siempre hay quienes ignoran lo dispuesto
y creen saber con sólo una mirada
que el mundo siempre es cuestión zanjada
y el seso ajeno líquido en un cesto.

Ya veis que al garañón le sobra arresto
y aún hay quien, apurando la frenada,
perjura no saber nada de nada
mientras vuelve a mear fuera del tiesto.

Anciano no es aquel que sabe todo,
sino aquel que comprende que en el lodo
del saber no hay seguros fundamentos.

El joven que se observe en esta rima
entienda que el saber nunca escatima
ni dudas ni traspiés ni sacramentos.

No hay comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...