21 de octubre de 2011

Insomnio












LXIX
El insomnio es del tono de las telas
que la asfixia transforma en los sudarios
indómitos de miembros carcelarios
varados en las tímidas candelas.

El insomnio destroza medias suelas
por largos corredores cavernarios
y achica en uno todos sus glosarios
de ruidos y murmullos y cancelas.

Si un instante fugaz baja la guardia
sólo es por avivar tu retaguardia
y tornarte al destierro en la cocina.

Sabedor del reloj de madrugadas,
se divierte en cederte cabezadas
justo antes de marchar a la fajina.

No hay comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...